Share Tweet Share Email Print

Viruela símica: expertos de OHSU responden preguntas frecuentes

Estados Unidos declaró una emergencia de salud pública; estar informados es clave para prevenir la propagación de esta enfermedad que aún tiene baja prevalencia
Monkeypox vaccine
A raíz de la declaración de la emergencia de salud pública en los Estados Unidos en el marco del brote en curso del virus de la viruela símica humana, también conocido como hMPXV, los expertos de Oregon Health & Science University enfatizan que la educación y las iniciativas de mitigación, como vacunar a las personas de riesgo, son medidas fundamentales para prevenir una mayor propagación del virus. (Getty Images)

A causa de la propagación del virus de la viruela símica en humanos, o hMPXV, este año en Europa y los Estados Unidos se ha declarado el estado de emergencia de salud pública, lo que lógicamente ha despertado cierta preocupación entre los residentes de Oregón acerca del riesgo.

Para ayudar al público a conocer más acerca de esta enfermedad infecciosa poco frecuente, dos expertos de Oregon Health & Science University responden algunas preguntas frecuentes:

  • Mark Slifka, Ph.D., experto en hMPXV y viruela que se dedicó a estudiar el brote anterior de hMPXV en los Estados Unidos, en 2003.
  • Marcel Curlin, M.D., médico especialista en enfermedades infecciosas e investigador especializado en virología, que orientó buena parte de su carrera como investigador al estudio del VIH (virus de inmunodeficiencia humana). Curlin también es director médico del área de Salud Ocupacional de OHSU, que se encarga de ayudar a los empleados y a las empleadas de OHSU a protegerse del virus.

Ambos enfatizan que el hMPXV sigue siendo una infección poco frecuente que no se contagia fácilmente, y sostienen que la educación y los esfuerzos de mitigación, como vacunar a las personas en riesgo son clave para prevenir su propagación.

“Si no educamos a la población de manera eficaz y tratamos rápidamente los casos de infección, podría convertirse en una enfermedad endémica propagada por contacto estrecho e íntimo”, dice Slifka, profesor de microbiología e inmunología de la Escuela de Medicina de OHSU, e investigador científico sénior en la división de neurociencia de la sede de los Centros Nacionales de Investigación de Primates de Oregón, que funciona en la OHSU. “Tiene el potencial de convertirse en una enfermedad más frecuente y más difícil de tratar”.

“Es importante tener en cuenta que es mucho más difícil contagiarse la viruela símica que un resfriado, la influenza (gripe) o el COVID-19”, dice Curlin, profesor adjunto de medicina (enfermedades infecciosas) de la Escuela de Medicina de la OHSU. “Se propaga principalmente a través del contacto cercano y físico prolongado. La viruela del mono no se está propagando ampliamente en la comunidad en general”.

Al 8 de agosto había unos 80 casos confirmados en Oregón, y un total de 7,510 casos confirmados en los Estados Unidos. Haga clic aquí para ver un mapa de casos confirmados en la página de los CDC.

 

Preguntas y respuestas

P: ¿Qué es la viruela símica?

R: El virus de virus de la viruela símica en humanos, también conocido como hMPXV, es una enfermedad infecciosa poco frecuente causada por el virus de la viruela del mono (símica).

 

P: ¿Cuáles son los síntomas?

R: La mayoría de las personas con hMPXV tienen un sarpullido que puede convertirse en lesiones que suelen parecerse a granos o ampollas de pus. Estos granos pueden estallar y provocar lesiones abiertas dolorosas y que pican, y contienen la forma infecciosa del virus vivo. Otros síntomas incluyen fiebre, dolor de cabeza, dolores musculares, inflamación en los ganglios linfáticos, escalofríos, agotamiento y síntomas respiratorios como dolor de garganta, congestión o tos. Por lo general los síntomas aparecen dentro de las tres semanas de la exposición al virus.

 

P: ¿El hMPXV es mortal?

R: Por el momento, en los Estados Unidos no murió ninguna persona a causa del brote actual, y en el mundo los casos de muerte fueron muy pocos. Puede ocasionar síntomas graves en niños y en personas con su sistema inmunitario comprometido. En África, donde la enfermedad es más frecuente y circulan diferentes cepas que pueden causar una forma más grave de la enfermedad, el hMPXV tiene una tasa de mortalidad estimada de entre el 1 y el 10 %.

 

P: ¿Cómo se propaga?

R: El hMPXV no se propaga con la misma facilidad que el resfriado, la gripe o el COVID-19.

El hMPXV se propaga principalmente a través del contacto cercano y físico prolongado. Una persona puede transmitir el virus vivo a otra a través de pústulas o sarpullidos con lesiones abiertas. En el brote en curso, el grupo de riesgo más alto a la fecha incluye a los hombres que informan tener sexo con otros hombres, así como quienes tienen contacto cercano con ellos, tal como los miembros de su grupo familiar.

Los científicos siguen estudiando si es posible que el virus se propague por aire, a través de las gotitas respiratorias, pero se cree que es muy poco probable la transmisión por aire.

 

P: ¿Cómo sé si es la enfermedad por el hMPXV u otra enfermedad de la piel?

R: Si es parte de un grupo de alto riesgo o alguno de sus contactos cercanos presenta síntomas del hMPXV y usted también nota un sarpullido que no había tenido antes u otros síntomas del hMPXV, contacte a su médico de atención primaria o proveedor de atención médica. Un profesional de la salud puede diagnosticar la infección por el hMPXV a través de una prueba de PCR de una muestra tomada de la lesión, que se realiza en un laboratorio. La prueba se parece a las pruebas de laboratorio para la detección del COVID-19.

 

P: ¿Cuánto tarda en curarse?

R: Por lo general las lesiones de la infección por hMPXV cicatrizan en dos a cuatro semanas. Una vez cicatrizadas, la persona deja de ser infecciosa. Una vez que la persona se ha recuperado, la enfermedad completó el curso y ya no puede contagiar a nadie más.

 

P: ¿Cómo puedo protegerme y proteger a los demás de la infección por hMPXV?

R: Las personas que pertenecen a grupos de riesgo deben hablar con su proveedor de atención médica acerca de la vacuna contra el hMPXV. Las personas que viven con VIH/SIDA u otras afecciones que comprometen su sistema inmunitario son más vulnerables a la forma grave de la enfermedad por hMPXV y deben consultar a su proveedor de atención médica en forma preventiva para confirmar que sus sistemas inmunitarios tienen todos los refuerzos que necesitan.

Quienes se infectan deben aislarse para evitar propagar la infección. A medida que los niveles de casos siguen incrementando en Oregón y los Estados Unidos, los grupos de alto riesgo —como los hombres que tienen relaciones sexuales con otros hombres— deben considerar limitar la cantidad de parejas sexuales y hablar del riesgo de hMPXV con sus parejas.

En casa, no se debe sacudir la ropa de cama ni la ropa contaminada, sino que se debe doblar o enrollar y se debe lavar con detergente en la lavadora.

 

P: ¿Qué vacunas pueden prevenirla?

R: Hay dos vacunas para prevenir la infección por hMPXV. La JYNNEOS es una vacuna inyectable de dos dosis aprobada por la Administración de Alimentos y Medicamentos para la prevención del hMPXV. Otra vacuna, la ACAM2000, tiene aprobación de la FDA para la prevención de la viruela. Como la infección por hMPXV y la viruela están relacionadas, también se puede usar la ACAM2000 para el hMPXV. Sin embargo, no se recomienda el uso de la ACAM2000 en ciertas poblaciones, incluidas las personas que: están embarazadas o en período de lactancia, tienen el sistema inmunitario debilitado o tiene ciertas afecciones de la piel, como eczema o dermatitis atópica.

 

P: ¿Cómo puedo vacunarme?

R: Por el momento los suministros de vacunas son limitados y están reservados para las personas con mayor riesgo de contagiarse el hMPXV, como los hombres que tienen sexo con hombres y los y las trabajadores/as sexuales. La Autoridad de Salud de Oregón (Oregon Health Authority) está distribuyendo las dosis disponibles de la vacuna a las instituciones de salud y organizaciones comunitarias.

 

P: ¿Cuál es el tratamiento?

R: Los medicamentos antivirales aprobados para el tratamiento de otras afecciones también podrían usarse para tratar la infección por hMPXV en algunas circunstancias, tal como para el tratamiento de personas que tienen la forma grave de la viruela símica o aquellas que tienen riesgo de sufrir la forma grave de la infección por hMPXV. Las personas en riesgo de sufrir la forma grave de la infección por hMPXV incluyen niños y las personas con el sistema inmunitario debilitado.

Aunque el objetivo principal de la vacunación es prevenir la enfermedad, vacunarse poco después de infectarse puede reducir la gravedad de los síntomas o la aparición de síntomas nuevos.

 

P: ¿Las personas mayores son más susceptibles, como lo son con respecto al COVID-19?

R: No. Aunque cualquier persona podría infectarse con hMPXV, la mayoría de los ciudadanos estadounidenses mayores de 60 años recibieron la vacuna contra la viruela, que también protege contra la infección por hMPXV, porque ambos virus están vinculados. Los investigadores de OHSU han podido confirmar que la inmunidad de la vacuna contra la viruela aplicada en la dosis única de la vacuna infantil aporta una inmunidad de hasta 75 años, tanto contra la viruela como contra la infección por hMPXV.

 

P: ¿Estamos frente a otra situación igual a la de la pandemia del COVID-19?

R: No. El hMPXV es un virus conocido, que no se propaga tan fácilmente como el virus que causa el COVID-19. Ya hay una vacuna aprobada para prevenir la infección por hMPXV. Se puede reducir la gravedad de la enfermedad por el hMPXV a través de la vacunación incluso tres o cuatro días después de una exposición conocida, y existen medicamentos antivirales que se pueden usar para su tratamiento.

 

P: ¿La infección por hMPXV es una enfermedad de transmisión sexual?

R: El hMPXV se transmite principalmente a través del contacto prolongado piel con piel, que no necesariamente implica una relación sexual. Aunque las personas de cualquier orientación sexual pueden contagiarse la viruela, hasta el momento la mayoría de los casos conocidos del brote en curso fuera de África fueron entre hombre que tienen sexo con hombres. Por el momento la propagación estuvo ampliamente limitada a las redes sociales que incluyen a hombres que tienen relaciones sexuales con otros hombres, y no se ha extendido al resto de la comunidad.

Las personas que viven con las personas infectadas también pueden infectarse por el hMPXV. Por eso es tan importante que cualquier persona que crea que podría tener el virus se haga la prueba de detección, reciba tratamiento y se aísle, siguiendo las recomendaciones de sus proveedores de atención médica.

 

Previous Story A better roadmap for beating a deadly leukemia Next Story Hospitals and policymakers must take bold action to reduce drug-related harm