twitter Tweet

Estudio dirigido por OHSU busca brindar más apoyo a pacientes transgénero antes de la cirugía

Aporte de $7 millones reúne a 6 hospitales de los Estados Unidos para evaluar programas de apoyo entre pares en las instancias previas a vaginoplastias de afirmación de género
La Dra. Geolani Dy, cirujana-científica de Oregon Health & Science University, dirigirá un estudio multicéntrico para evaluar cómo los programas de apoyo entre pares pueden ayudar a los pacientes a prepararse para una cirugía de cambio de sexo conocida como vaginoplastia. (Christine Torres Hicks/OHSU)
La Dra. Geolani Dy, cirujana-científica de Oregon Health & Science University, dirigirá un estudio multicéntrico para evaluar cómo los programas de apoyo entre pares pueden ayudar a los pacientes a prepararse para una cirugía de cambio de sexo conocida como vaginoplastia. (Christine Torres Hicks/OHSU)

Un estudio dirigido por Oregon Health & Science University evaluará cómo los hospitales y los miembros de la comunidad transgénero pueden trabajar juntos para brindar más apoyo a los pacientes que se preparan para la cirugía de cambio de sexo y, en última instancia, mejorar los resultados quirúrgicos.

El Patient Centered Outcomes Research Institute ha aprobado un aporte de aproximadamente $7 millones a OHSU para el estudio de cinco años, que explorará cómo los programas de apoyo entre pares pueden ayudar a los pacientes mientras esperan una cirugía genital feminizante conocida como vaginoplastia. El nuevo financiamiento representa uno de los mayores aportes para la investigación sobre atención médica para afirmación de género hasta la fecha.

Portrait of Amy Penkin, M.S.W., LCSW (OHSU)
Amy Penkin, M.S.W., LCSW (OHSU)

“El apoyo de los seres queridos puede ayudar a que cualquier paciente se recupere después de una cirugía”, dijo la Dra. Geolani Dy, investigadora principal del estudio, una cirujana-científica que realiza procedimientos de vaginoplastia, y profesora adjunta de urología y de cirugía plástica y reconstructiva en la OHSU School of Medicine. La directora clínica del Programa de salud transgénero de OHSU, Amy Penkin, M.S.W., LCSW, es coinvestigadora del estudio.

“Sabemos que el apoyo entre pares puede ser particularmente útil para quienes reciben atención para afirmación de género”, continuó Dy. “El apoyo adicional de pares de confianza puede ayudar a facilitar la navegación por sistemas de atención médica complejos para pacientes transgénero, que a menudo tienen que esperar años antes de recibir una cirugía genital de afirmación de género, y al mismo tiempo administrar el estrés y el trauma asociados con ser parte de una sociedad que a menudo no acepta expresiones de género no conformistas”.

El equipo de investigación está explorando si los programas formales de apoyo entre pares que trabajan en conjunto con instituciones de atención médica enfocadas en la afirmación de género pueden preparar mejor a los pacientes antes de que se sometan a una vaginoplastia. Para estudiar esto, los investigadores se están asociando con Trans Lifeline, una organización sin fines de lucro a nivel nacional que ofrece apoyo emocional y financiero a las personas transgénero.

Trans Lifeline ha creado conjuntamente y facilitará un programa virtual de apoyo entre pares para pacientes que esperan una vaginoplastia en cinco hospitales de los EE. UU.: OHSU, New York University Langone Health, University of Utah Salt Lake City, University of California San Francisco y Rush University en Chicago. Un colaborador clave del estudio es el GRACE Center del Departamento de Obstetricia y Ginecología de la University of Washington, que colaborará con la coordinación de datos y respaldará la participación de los interesados.

Un total de 260 pacientes participarán en el estudio. La mitad participará en el programa virtual de apoyo entre pares, mientras que los pacientes restantes recibirán materiales educativos sin apoyo formal entre pares. A cada paciente se le hará un seguimiento de hasta tres años.

Algunas investigaciones previas han demostrado que la salud mental mejora cuando los pacientes pueden responder eficazmente a los retos durante su recorrido por la atención médica. Se les pedirá a los participantes de este estudio que respondan una serie de encuestas para medir sus sentimientos respecto a su capacidad para hacer frente a los retos; si pueden cumplir los requisitos preoperatorios; y muchas otras áreas, como la salud mental, el apoyo social y, finalmente, los resultados quirúrgicos.

Aunque este estudio se centra en la atención médica para afirmación de género, Dy señaló que todos los pacientes, ya sean transgénero, cisgénero o no binarios, pueden beneficiarse de sus resultados.

“La investigación que se centra en las voces de los pacientes y sus comunidades tiene un gran potencial para transformar la atención médica”, afirmó Dy.

El estudio se basa en otros esfuerzos de OHSU, incluidos los del programa de salud para la comunidad transgénero de OHSU, que se inició en 2015 y presta servicios integrales de atención médica para afirmación de género a pacientes de todas las edades. El programa ofrece apoyo entre pares, incluyendo materiales de preparación para la cirugía desarrollados en conjunto con pacientes de OHSU que se han sometido a procedimientos de afirmación de género.

También es un resultado del Transgender and Non-Binary Allied Research Collective, que reúne a investigadores y pacientes para dar forma a futuras investigaciones relacionadas con la atención médica para afirmación de género. Bajo el liderazgo conjunto de Dy y Penkin, la iniciativa colaborativa ha identificado el apoyo entre pares y la preparación para la cirugía como algunas de las principales prioridades de investigación sobre atención médica para afirmación de género.

Esta investigación estará respaldada por el aporte BPS-2022C3-27663 del Patient Centered Outcomes Research Institute, que está sujeto a la realización de una revisión comercial y programática por parte del personal del instituto y a la emisión de un contrato formal de adjudicación.

Previous Story Viewpoint: diplomacia para la salud cerebral como marco para abordar los desafíos globales en pos de la igualdad en el acceso a la salud del cerebro Next Story El programa NICH de OHSU Doernbecher gana un premio a la innovación en conferencia internacional