twitter Tweet

Estudio aplica rigor científico para analizar suplemento de hierbas que según se afirma, mejora la memoria y desacelera la demencia

En el primer ensayo en seres humanos del OHSU Botanical Research Center, el estudio busca analizar los efectos de la especie botánica Gotu kola con biomarcadores en sangre y tomografías cerebrales
Andrew Clark, a la derecha, con su esposa Barbara. Es uno de los primeros pacientes que se inscribió en un ensayo clínico en OHSU para evaluar la Centella asiática, un producto de origen botánico utilizado en suplementos dietéticos para mejorar la memoria. Clark, un veterinario estatal de Oregón jubilado que vive en Pendleton, dice que es importante hablar abiertamente acerca del deterioro cognitivo asociado a la edad, y que quiere colaborar con investigaciones que mejoren la vida de otras personas. (OHSU/Erik Robinson)
Andrew Clark, a la derecha, con su esposa Barbara. Es uno de los primeros pacientes que se inscribió en un ensayo clínico en OHSU para evaluar la Centella asiática, un producto de origen botánico utilizado en suplementos dietéticos para mejorar la memoria. Clark, un veterinario estatal de Oregón jubilado que vive en Pendleton, dice que es importante hablar abiertamente acerca del deterioro cognitivo asociado a la edad, y que quiere colaborar con investigaciones que mejoren la vida de otras personas. (OHSU/Erik Robinson)

Los suplementos dietéticos abundan en las tiendas, y algunas de las plantas que se usan para preparar estos suplementos se han utilizado por milenios para curar diferentes afecciones en seres humanos. Sin embargo, los consumidores que buscan alivio para sus afecciones y enfermedades tal vez se pregunten si son realmente efectivos.

A partir de una especie botánica utilizada en suplementos dietéticos que dicen ser capaces de mejorar la memoria, un nuevo ensayo clínico en curso en Oregon Health & Science University buscará averiguarlo.

OHSU está convocando a personas de entre 65 y 85 años con diagnóstico de enfermedad de Alzheimer en la primera etapa o trastorno cognitivo leve para un estudio piloto que evaluará un extracto cuidadosamente formulado de la hierba Gotu kola (centella asiática). El estudio se centra en analizar los beneficios publicitados de mejorar la memoria y demorar el deterioro cognitivo. El ensayo no evaluará directamente la memoria; en lugar de ello, el equipo de investigación buscará una señal, o biomarcador, en muestras de sangre y en imágenes de estudios del cerebro que puedan indicar que la Gotu kola tiene la capacidad de mejorar la memoria.

Se trata del primer ensayo clínico destinado a analizar un producto botánico utilizado en suplementos dietéticos desde la fundación del OHSU Botanical Dietary Supplements Research Center en 2020, aunque el ensayo se basa en una gran cantidad de estudios fundacionales realizados incluso antes de la creación del centro.

Andrew Clark
Andrew Clark (OHSU)

Andrew Clark tiene 83 años y vive en Pendleton. Dice que con gusto viajó desde el este de Oregón para participar en el estudio.

“El camino que estoy transitando hacia la demencia no es muy feliz”, dijo. “Pero si logramos aprender algo de mi caso que permita descubrir una forma de prevenir o mitigar la demencia en otras personas para que su camino sea más fácil y feliz que el mío, será algo bueno”.

Como todos los participantes, tiene un 50% de probabilidades de haber recibido placebo y no el extracto formulado con Centella. Y Clark dice que eso no le molesta. Como exveterinaro estatal de Oregón, con formación científica, entiende perfectamente en qué consisten los ensayos aleatorizados doble ciego que son la norma en investigación.

Clark, que escribe una columna para el periódico East Oregonian, sabe que lo que sea que tomó ayudará a aplicar rigor científico a un suplemento dietético popular. El gotu kola se comercializa como un producto para mejorar la memoria, además de otras indicaciones como el tratamiento de heridas y el alivio de los síntomas de la psoriasis, una enfermedad de la piel.

“Me complace mucho ser un ratón de laboratorio”, bromeó.

Investigación de los productos botánicos

Clark es uno de los primeros participantes en el ensayo, que tomó varios años de investigación preclínica antes de que él se inscribiera, en la primavera de 2023.

El equipo de investigación de OHSU llevó adelante estudios preclínicos y estudios de farmacocinética tempranos en seres humanos junto a la Oregon State University y la empresa de suplementos herbales de Redmond, Oregon’s Wild Harvest, que incluyó la formulación y composición química precisas de las dosis de extracto de Centella que primero probaron en modelos de enfermedad de Alzheimer en ratones.

Amala Soumyanath, Ph.D. (OHSU)
Amala Soumyanath, Ph.D. (OHSU)

“La idea del centro es ir acumulando la información preclínica que necesitamos para hacer buenos ensayos clínicos con los productos botánicos que se usan en suplementos dietéticos”, dijo la directora del centro, Amala Soumyanath, Ph.D., profesora de neurología en OHSU School of Medicine. “Con la Centella estamos en ese punto”.

El estudio examinará si tomar el extracto a diario por seis semanas modifica los biomarcadores en la sangre y el cerebro asociados a la salud cognitiva. El ensayo incluirá a 48 participantes: la mitad de ellos recibirá el extracto y la otra mitad un placebo que deberán tomar a lo largo de seis semanas. Al comenzar y finalizar el ensayo, se extraerán muestras de sangre y se hará una MRI del cerebro a los participantes.

El equipo de investigación no prevé que la memoria de los participantes vaya a mejorar después de solo seis semanas.

“El objetivo es ver si esta hierba hace algo en el organismo en relación con la memoria”, dijo el coordinador del ensayo clínico, Alex Speers, N.D., profesor asistente de neurología en OHSU School of Medicine. “No vamos a poder demostrar que mejora la memoria en este estudio piloto”.

Si a través del estudio piloto hallamos una señal estadísticamente válida en la sangre y las imágenes del cerebro, el próximo paso sería organizar un ensayo clínico de fase 2 mucho más grande, que incluya a cientos de participantes y se extienda por meses, no semanas.

En definitiva, el estudio podría dar lugar a un tratamiento con productos botánicos para la pérdida de la memoria, además de la posibilidad de formular suplementos botánicos más efectivos para su comercialización.

“Podría propiciar que los fabricantes preparen productos botánicos mejores, parecidos a este”, dijo Soumyanath. “Como sabemos con precisión cuál es la fórmula, incluso podrían estandarizar la producción con los componentes activos”.

Este trabajo contó con el apoyo de una subvención de la Alzheimer’s Association (PTC REG-22-924617).

Previous Story OHSU encabeza una iniciativa nacional que busca definir y evaluar el estándar de atención respetuosas de la maternidad Next Story Las opciones de tratamiento residencial para las adicciones en adolescentes estadounidenses son escasas y costosas
Facebook Twitter LinkedIn YouTube Instagram OHSU Braille services OHSU sign language services OHSU interpreter services